"Pinturas a Cascoporro" en "Tres Frescos para Helarte"

lunes, 25 de agosto de 2008



Llega el último refrigerio del mes de Agosto a la Monstrua. Se trata de "Pinturas a cascoporro", una exposición del madrileño David Yerga que cierra el ciclo "Tres Frescos para Helarte".

La inauguración tendrá lugar en la Casa de la Monstrua (Calle Manifiesto 8) este Viernes 29 a las 21 horas. Como siempre la entrada es libre y gratuita y ofreceremos un pequeño ágape pues el arte se disfruta con el estómago lleno y bien remojao. Casi seguro que también podrás disfrutar de una sorpresa en forma de Jam Session. ¡No te lo pierdas!



Y no te olvides de mirar nuestra agenda, que esta semana también tenemos cine y estamos preparando una excursión a Granada, al Encuentro Interplanetario de Fanzines. Una semana movidita a la que estás invitado.

2 COMENTARIOS:

el gato con bota dijo...

Desde este tejado viejo y tranquilo quiero mandar un saludo y una enhorabuena al David por sus cuadros. Aunque mi formación y criterios artísticos son los de cualquier gatuno perezoso y asalvajado (no me hableís de estilos, técnicas, escuelas, galerías y demás conceptos) me quedo con la sensación única e intransferible de mirar los cuadros y dibujar una sonrisa de bigotes. Me pasa igual que con el Juanmi (Willy Carrujo) aunque se traten de dos estilos muy diferentes, que miro los cuadros y me río y luego encima a veces pienso y me voy por ahí. Con uno por ese bombardeo detalles y colores interminable y con el otro por esas referencias sarcásticas-críticas-sexuales y de tó un poco. Muy buenas las exposiciones. De la exposición de Elena no puedo opinar casi porque la ví un día tan de pasada que no tuve tiempo a pararme un poquito y disfrutar, pero si en sus cuadros se refleja aunque sea sólo un poquito de su alegría y simpatía seguro que me hubiera flipado. La próxima prometo fijarme con tranquilidad que tantas prisas como llevamos a veces no es bueno. Lo dicho, tres aunténticos frescos para el arte.

teknad dijo...

¡Qué cachondas las galletas! Me gusta mucho el aspecto "blandito" que les da la pintura.